Por ser tan jodedor
Chinese (Simplified) English French German Italian Japanese Portuguese Russian
Logo UlisesToirac.com

Nuestro Test de Cubanidad ¡¡rompiendo expectativas!!... Superdivertido, jodedor y cubanísimo.

Este sitio web existe por cortesía de VealaWebCuba.com, dedicada al desarrollo de sitios cubanos en la red...

Espectáculo unipersonal humorístico: ¿Ya chequeaste a los niños?... los días 18, 19 y 20 de Abril en el teatro Mella de la capital cubana.

Nuestro boletín digital semanal EL TROPELAJE, sigue ganando adeptos... ¡Un semanario para reir con ganas!...

Sentencias Incontestables:
Inteligencia Militar son dos téminos que se contraponen.
[Groucho Marx]
mella.jpg
¡COMPÁRTELO!:
Usted está aquí » 


Escritos Humorísticos

Tan feo... pero ¡tan feo!

¡ME GUSTA!... (o no)
VOTOS HASTA AHORA:
  / 1
(promedio/cantidad)


TU VOTACIÓN:
No me gusta.Me gusta. 

Nota: Sólo se puede votar una vez.

Era tan feo el recién nacido que la madre en vez de darle el pecho…le daba la espalda.

Era tan feo, pero tan feo, que cuando mandé mi foto por e-mail, el antivirus la detectó.

Era tan feo que cuando fui a la casa de los espantos... regresé con una solicitud de empleo.

Era tan feo que cuando iba al banco, apagaban las cámaras de seguridad.

Era tan feo que cuando me miraba en el espejo, ¡el reflejo se tapaba los ojos!!

Era tan feo que cuando nací, el doctor me dio la cachetada en la cara. Luego fue a la sala de espera y le dijo a mi padre: "Hicimos lo que pudimos... pero nació vivo", y en lugar de felicitar a mi papá, lo golpeó.

Era tan feo que, cuando nací, el doctor me tiró al aire y dijo: "si vuela es murciélago", y luego me tiró en el agua y dijo: "si nada, es cocodrilo".

Era tan feo, que cuando nací me metieron en una incubadora... con vidrios polarizados.

Era tan feo, que cuando nací no lloré yo ¡lloró el doctor, mi papá y mi mamá!

Era tan feo que el psiquiatra me hacía acostar boca abajo.

Era tan feo que la primera vez que fuí de campamento los coyotes prendieron fogatas para que no me acercara.

Era tan feo que los ratones me comieron el documento y dejaron la foto.

Era tan feo que me dolía la cara. Cuando fui al zoológico los monos me tiraban galletitas.

Era tan feo que me echaban del tren fantasma porque "asustaba demasiado".

Era tan feo que mi padre llevaba en su billetera la foto del niño que venía cuando la compró.

Era tan feo que tiré un boomerang y éste no regresó nunca más.

Era una chica tan fea, tan fea, tan fea que cuando mandó su foto por correo electrónico, la detectó el antivirus.

Nací tan feo que cuando era niño, por las noches, mi "angelito de la guarda" dormía en la habitación de al lado.

Sí, amigos, yo era tan feo, tan feo, que una vez me atropelló un auto... y quedé mejor. Y ahora soy, apenas... feo.

Tuve que trabajar desde chico. Trabajé en una veterinaria y la gente no paraba de preguntarme cuánto costaba yo. Un día llamó una chica a mi casa diciéndome: "Ven a mi casa que no hay nadie". Cuando llegué no había nadie.

Una vez me perdí, y le pregunté al policía si creía que íbamos a encontrar a mis padres; me contestó: "No lo sé; hay un montón de lugares donde se pudieron haber escondido".

Yo era tan feo que, cuando nací, el médico preguntó donde estaba la cámara oculta.

Escribir un comentario

Este web sigue una política de moderación en los comentarios, por favor, contribuya a mantener el website de esa manera. Gracias.


Código de seguridad
Refescar

ulisestoirac.com es una web creada por
smileMEDIA
Copyright 2013 Ulises Toirac. Todos los derechos reservados